Seleccionar página

Cómo cultivar y cuidar una planta de jade

Cómo cultivar y cuidar una planta de jade

En general, la planta de jade es fácil de cultivar. Esta planta es una suculenta y originaria del país de Argentina.

Las condiciones cálidas y secas son donde la planta se desarrollará mejor. Son bombachos naturales, pero a menudo no florecen en interiores. Se necesitan al menos ocho años de crecimiento antes de que la planta florezca.

La mayoría de los jardineros domésticos no compran una planta de jade por sus atractivas flores. Lo compran por las hermosas hojas y el follaje de color verde azulado de donde obtuvo su nombre.

Con las condiciones de crecimiento y el cuidado adecuados, la planta puede crecer hasta diez pies de altura. Pero no espere que un jade cultivado en interiores alcance este tamaño.

Al elegir un suelo para su planta, elija un cactus mediano o franco arenoso. Se pueden encontrar muchas variedades en un vivero que se asemeja mucho al entorno natural de la planta de jade.

Las suculentas son propensas a la pudrición de la raíz, así que tenga cuidado de regar demasiado.

La escasez de agua y el suelo bien drenado reducirán la posibilidad de que se desarrollen problemas de pudrición. Por supuesto, todas las macetas de cultivo deben tener orificios de drenaje

. Primero, agregar una capa de guijarros y luego el suelo también ayuda al drenaje.

Tenga en cuenta que tampoco debe permitir que su planta de jade se seque demasiado. Si ve que las hojas de jade comienzan a caerse y la planta se ve enfermiza y la falta de agua es probablemente la culpable.

Si esto sucede, pode la parte enfermiza y riegue la planta. Lo más probable es que la planta se rejuvenezca y recupere una buena salud.

La planta de jade es amante del sol. Por lo tanto, debes darle al menos cinco horas de luz solar al día. Elija una ventana que proporcione tanta luz solar como sea posible.

La planta de jade debe estar bien con agua ocasional y suficiente luz solar.

Cuando compre su planta, hágalo en un vivero de renombre. Inspeccione la planta en busca de buena salud.

Deben desarrollarse nuevas hojas y brotes. Mire las raíces para ver si están bien enrolladas o si están creciendo en una maceta con espacio de sobra.

Mire la parte inferior de las hojas en busca de pulgones y otras plagas del jardín.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Videos Recientes

Cargando...